Páginas vistas en total

jueves, 5 de agosto de 2010

Desde Portezuelo al Palancar pasando por el Arquillo y la Silleta

Sábado, 24 de julio de 2010


                Aunque se preveían altas temperaturas nos hemos decidido a subir a la Silleta y lo hacemos desde Portezuelo, buscamos una zona para aparcar los coches bajo unos grandes eucaliptos y comenzamos a caminar sobre las 8:30 horas, giramos a la izquierda y seguimos un camino en ascenso y en línea recta que llega hasta el Arroyo del Prado, abandonamos el camino y seguimos el cauce seco del arroyo, hay un sendero que va por el mismo, ascendemos por él pero perdemos el sendero y cruzamos la alambrada sin darnos cuenta que a 20 m. tenemos
una puerta y una pista (no atravesar la alambrada y avanzar un poco dejandola siempre a la izquierda hasta llegar a la pista). Tomamos la pista a la izquierda hasta llegar a un panel que indica el molino del tio Fabian y cruzamos un paso canadiense con un cartel antiguo que indica no pasar, seguimos el camino de la derecha en ascenso y sin abandonarlo llegamos hasta un collado que cruza la sierra, ahora toca descender, hay jornaleros descorchando los alcornoques de la zona, tienen apiladas las camas que aprovechan para dormir al aire libre, pasamos una portilla y llegamos a la aldea de Arco, pocas casas que se están rehabilitando para turismo rural, nada mas salir de Arco dejamos el camino para subir por un sendero hasta alcanzar un cortafuego que sigue los postes de electricidad y que nos llevan hasta lo alto de la sierra La Silleta 820 m. hacemos una parada para disfrutar de las vistas y comer y beber pues ya va apretando el calor. Descendemos por el norte por un cortafuego y lo hacemos a saco hasta llegar al camino que nos acerca hasta el convento del Palancar, fundado por San Pedro de Alcantara, descansamos en su jardín a la sombra de los árboles y bebimos un agua muy fresca que había por allí. Bajamos corriendo hasta Pedroso de Acim que pasamos de largo y aprovechamos los descensos para trotar un poco, me quedo sin agua y lo voy pasando mal, pero a un kilómetro de Portezuelo encontramos un pilón con un chorro impresionante de agua, nos bañamos en el pilón y llenamos el estomago de agua, al poco llega un matrimonio de Torrejoncillo a por agua con varias garrafas, nos dicen que es muy buena y que ellos vienen a esta pila a por ella. En diez minutos entramos en Portezuelo, son las 13:30 horas