Páginas vistas en total

lunes, 11 de marzo de 2019

CÁCERES. Las Hurdes. Cerezal-Rubiaco

10 de marzo de 2019

Distancia: 21,31 km.


Ascenso acum. 1.020 m.

Descenso acum. 1.082 m.

Altura max. 1.399 m.

Altura min. 444 m.

Tiempo de marcha: 6 h. 15 minutos

Señalizacion: Sin señalizar




Hemos tenido que madrugar, Las Hurdes caen a cierta distancia de Mérida, tres horas y media de autobús, pero merece la pena volver a una de las regiones que fué hasta hace poco tiempo de las más inhóspitas de España.

Hace un magnifico día de primavera quizás más caluroso de lo normal pero no vamos a despreciarlo para nada, además en el paisaje se aprecian las lluvias de los dos últimos días, brilla la hoja de los madroños y el brezo rosaceo comienza a florecer
Río Malvellido
La ruta comienza en Cerezal, una alquería de las Hurdes, considerada la más fría de la comarca al encontrarse en las confluencias de los ríos Hurdano, Malvellido y Arrocerezal y siguiendo esta garganta llegamos hasta el embalse de Arrocerezal por una carretera sin trafico,
Carretera al embalse
 al llegar al embalse abandonamos la carretera y seguimos una pista que comienza a ascender, al llegar a una curva a izquierda la abandonamos para coger un cortafuegos y ascender por él.


Subiendo el primer cortafuegos
Durante bastante tiempo lo seguimos sin abandonarlo, hasta la curva de nivel de los 1000 m. que llegamos a una nueva pista.

Llegamos a la cota de los 1000 m.
 La seguimos a la derecha, comenzamos a ver al fondo a nuestra derecha el valle del río Malvellido y la alqueria de Fragosa.
Subiendo al Arrobuey
 Llegamos al collado de Riscosillo, hacemos un giro brusco a izquierda para tomar un nuevo cortafuego que nos lleva hasta la cima del Arrobuey de 1.400 m. donde hacemos una parada para descansar y comer un poco.
Cima del Arrobuey
Grandes vistas desde la cima, al norte las Villuercas y la torre de la Peña de Francia, al este las cumbres nevadas de la Sierra de Bejar, al sureste el embalse de Gabriel y Galan y el pueblo de La Pesga.
Un alto para comer
Ahora toca descender, bajamos un cortafuegos hasta el Collado de la Genera con un mirador con buenas vistas al sur de los pueblos de Pinofranqueado y Caminomorisco, desde el collado ascendemos un poco hasta la cima del Pico Tejada 1.190 m.
Descendemos, al fondo el Cerro del Convento
En el valle el embalse de Gabriel y Galán y el pueblo de La Pesga
Descendemos hasta una cresta hasta el collado de Hontanas hasta donde sube un camino posiblemente desde La Pesga, dejamos a la derecha el armonioso Cerro del Convento y seguimos una pista que va bordeando su base hasta alcanzar un nuevo cortafuego por el que descendemos cortando las curvas de una pista que desciende. al llegar a unos carteles, abandonamos el cortafuegos y seguimos la pista a la derecha, avanzamos por ella y ya tenemos a la vista nuestra meta, el pueblo de Rubiaco.
Badeando el Hurdano
 Llegamos a un nuevo cortafuegos, volvemos a descender por él hasta las casas de Batuequilla, ahora toca badear el Hurdano, toca descalzarse y cruzar el río, cosa que agradecemos, el descenso ha dejado los pies muy tocados y el agua fresca ayuda a revitalizarlos. Nada mas cruzar el Hurdano, entramos en las casas de Rubiaco, ahora solo toca encontrar el bar para disfrutar de unas cervezas antes de la vuelta a casa

CÁCERES. Campillo de Deleitosa-Robledollano

13 de enero de 2019

Distancia: 16;55 km.


Ascenso acum. 441 m.

Descenso acum. 217 m.

Altura max. 719 m.

Altura min. 371 m.

Tiempo de marcha: 3 h. 25 minutos

Señalizacion: Sin señalizar, al final alguna señal del Sendero de las Villuercas Gr117



Ruta realizada con el club Camino de la Plata, para ello nos hemos desplazado en autobús hasta la localidad cacereña de Campillo de Deleitosa. Mañana muy clara y algo fría, enseguida salimos para entrar en calor.

Seguimos las flechas que indican al Acueducto, el camino desciende por buen camino aunque se encuentra en la umbría y hay zonas heladas por lo que debemos mantener la precaución si no que remos dar con los huesos por el suelo.

 El grupo, bastante numeroso al terminar las navidades tiene ganas de tirar algo de basurilla guardada en los michelines.

Llegamos a un mirador desde donde podemos ver el Acueducto de las Herrerías, y la garganta Descuernacabras.
Vista desde el mirador
Bajamos hasta penetrar en el canal de aguas del acueducto y lo cogemos a la izquierda para ver la compuerta de entrada, volvemos de nuevo sobre nuestros pasos y hacemos el camino inverso siempre por el interior del canal.

Caminando por el canal del acueducto



En una de las curvas se puede ver los arcos del acueducto y junto al río una central eléctrica, es una de las zonas más bonitas. Seguimos caminando por el canal del acueducto y llegando a la zona final transitable tenemos un escape para volver a Campillo y las ruinas de la Herrería.
Arcos del acueducto
 

Al fondo la sierra de Juncaldilla
A partir de aquí, transitar por el canal es mas complicado, hay que salir y entrar para cruzar una zona situada en la umbría donde las capas de hielo hacían algo peligroso algunos pasos.
Presa y charco

Llegamos a una presa donde tenemos un buen charco de agua, desde este punto abandonamos el acueducto para subir un poco hasta un camino que se encuentra un poco más arriba, es el Camino del Robledillo que viene de Campillo de Deleitosa, a la derecha dejamos la sierra de Juncaldilla y llegar a una bonita pradera, estamos en la Vega de los Veratos, donde hacemos una parada y una foto de grupo.
Vega de los Veratos
 Nada más pasar la pradera debemos descalzarnos a pesar del frío y de las capas de hielo para cruzar el primer regato, alguno que no quiso descalzarse probó el agua dentro de sus botas, y un poco más adelante debemos salvar un nuevo arroyo, este sin necesidad de quitarnos las botas. Un desvío a la derecha nos lleva hasta Fresnedoso de Ibor.
Cruzando el regato
Abandonamos la pista principal para coger un desvío a la derecha, cruzar el  Arroyo de Torneros y ascender en zigzag por medio de un olivar hasta llegar al Collado de la Carbonera, ahora el camino sigue manteniendo la curva de nivel por la vertiente sur de la Sierra de la Madera. a la izquierda dejamos una fuente junto a la Casa del Canchal, por el camino vamos viendo alguna señal del Gr117 o sendero de las Villuercas.
Ascendiendo por el olivar
 
Collado de la Carbonera
Abandonamos la pista principal para cruzar una pasarela en malas condiciones sobre el Arroyo del Canchal y tomar un buen camino, volvemos a dejar a la izquierda una nueva fuente la de Los Palos,
Pasarela de madera
 
Aún quedan madroños
poco antes de llegar al camino asfaltado que nos lleva hasta las primeras casas de Robledollano, un cártel informativo de una ruta por las Villuercas nos recibe a la entrada, la iglesia en reconstrucción y el final de ruta.
Iglesia en reconstrucción

BADAJOZ. San Pedro de Mérida-Parque Natural de Cornalvo-San Pedro de Mérida

20 de enero de 2019

Distancia: 15,83 km.


Ascenso acum. 179 m.

Descenso acum. 179 m.

Altura max. 353 m.

Altura min. 270 m.

Tiempo de marcha: 3 h. 20 minutos

Señalizacion: Sin señalizar



La ruta la iniciamos junto a la gasolinera situada en la antigua Nacional V, cruzamos el pueblo de San Pedro de Mérida y cogemos el Camino de Montanchez o lo que es lo mismo el Camino de Cornalvo.

Hay charcos por los caminos debido a la lluvia de la noche anterior, lluvia que riega los olivares plantados a la salida del pueblo.
Dehesa de Cornalvo
 
Ganado en la dehesa
Dejamos un cruce a la izquierda por donde volveremos al terminar la ruta y un poco más adelante vemos a la izquierda la Casa de las Claras, poco antes de llegar al cartel que nos anuncia la entrada al Parque Natural de Cornalvo.

Pasamos un paso canadiense y entramos en zona de ganado vacuno que reposa tranquilamente en medio de la dehesa extremeña plagada de jaras, encinas y alcornoques.



En poco tiempo llegamos al embalse, un grupo de cigüeñas se encuentran junto al agua, no se asustan, están acostumbradas al paso de camiantes que andan por el lago. Un bonito camino entre jaras nos lleva hasta la presa romana del embalse, de este embalse en otro tiempo se surtía de agua la ciudad de Mérida.
Cigüeñas en el embalse

Rodeando el embalse

Embalse de Cornalvo

Presa romana de Cornalvo
Seguimos rodeando el embalse hasta un punto en que abandonamos la orilla del agua para girar al oeste, cruzar la carretera que se dirige al Embalse de la Muela, a la altura de la Casa del Conejo.
Agüjero a la canalización romana

Alcornoque
Seguimos ahora una pista y llegamos a una bifurcación, en el punto donde confluyen hay un agujero que baja hasta una canalización romana de agua. Pasamos a la izquierda, una portilla y ascendemos bordeando un pinar a la derecha, al llegar al alto tenemos buenas vistas de las sierras de Alange, La Zarza y Arroyo y de la ciudad de Mérida.
Bordeando el pinar

Buena vista desde el punto mas alto
Ahora toca descender por terreno semidesarbolado, algunas encinas al principio, luego volvemos a la dehesa.
Terreno semidesarbolado
 Llegamos a un cortijo, los perros nos reciben tímidamente, la gente del cortijo realiza las típicas labores del campo.
Trabajando en el campo
Enseguida llegamos a la carretera del embalse y al Cortijo de Campomanes, uno de los mejores caseríos de la baja Extremadura construido en 1773 en época de Carlos III con una bonita puerta blasonada.
Cortijo de Campomanes

Regresando a San Pedro
Seguimos un camino paralelo a la carretera hasta llegar a la Vereda de la Fresneda, por ella volvemos a reencontrarnos con el camino de salida y volver hasta San Pedro de Mérida.